Melani «La Prostltuta» – Capítulo 14

Publicado por

Mi madre con sebastian prepararon todo para la siguiente semana que llegaba el nuevo sacerdote, mientras tanto yo me encontraba internada en una clínica donde pensaba que hacer con mi vida y si era correcto casarme o no, ya podía imaginar la vida que me esperaría con Sebastián y su amante pero yo no merecía eso, yo era una puta y lo disfrutaba pero Daniel se estaba aprovechando de mi, en mi tristeza y desesperación tome el teléfono y marque el numero de Sebastián , ya había decidido que no me casaría , timbro un par de veces hasta que contesto:

SEBASTIAN: si , buenas tardes con quien tengo el gusto?
YO: hola sebas soy melani, no digas mi nombre si estás con alguien mas por favor.
SEBASTIAN: que te paso mi Amor?

Sentia tan bonito cuando me decía «amor», y es que no entendía en que momento el amor de mi vida se habia convertido en gay si era todo un hermoso hombre , pero continué con mi llamada:

YO: puedes venir a la santa helena y preguntas por la habitación de soraya, ven solo y sobretodo no le digas nada a nadie.

Colgué estaba muy decidida a contarle todo a Sebastián, sentía que daniel acabaría con mi vida y lo mejor seria hablar ahora que podía antes de que el hiciera algo en contra de mi , espere por mucho tiempo a sebastian pero no llegaba , estaba impaciente, quería hablar con el lo necesitaba , pero sebastian nunca llego, al día siguiente le volví a marcar pero rechazaba mi llamada no lograba entender que pasaba con el por que su comportamiento si decía amarme, hable con el administrador de la 19 y le suplique que hablara con el medico y me diera de alta necesitaba ir a mi casa y saber que pasaba con mi vida, le toco pasar algo de dinero para aquello , me llevo ropa y pude salir, caminaba con mucha dificultad estaba tan golpeada y adolorida que al pasar los días el dolor se intensificaba, los analgésico cumplían su función pero era por algunas horas simplemente, ya estando en casa no paraba de llorar y de recriminarme mi vida , de sentirme como una basura como lo peor que la vida hubiera parido, busque mi celular y mientras lo revisaba me prepare un café y encendí un cigarrillo , tenia varias llamadas de mi mamá y mensajes así que le regrese la llamada, me confirmaba que el obispo aun no tenia un sacerdote nuevo y que seguramente nos casaría el, para mi madre era una dicha que alguien de esa jerarquía fuera quien casara a su hija, prometió ir al día siguiente:

LA MAÑANA SIGUIENTE..

Mi mama llego muy temprano , prepare desayuno para ambas y con lo que mas pude tape mi cuerpo no quería que se diera cuenta de mis marcas :

MAMÁ: hija, el matrimonio sera el viernes el señor obispo ya me confirmo que tendrá un espacio para ese día.
YO: bueno mamá, y conoces al obispo, como es .
MAMÁ: si claro hija, aunque es una persona no de mis afectos como el padre ramos es una persona muy cálida, servicial es una persona poco común y de muy pocas palabras .
YO: en mi mente ( ni por que fuera gustavo😁
MAMÁ: esa sonrisa hija?
YO: se me ocurrió algo solamente.

No se por que en ese momento se me paso por la mente gustavo, pero sabia que estaba loca quizás tanta medicamento me tenia al borde de la demencia, pero seguimos conversando con mi mamá y como siempre ella ya tenia todo listo solo faltaba que llegara el día de la boda, pero aun tenia la duda del por que no llego sebastian cuando lo llame, aun sentía la necesidad de hablar con el confesarlo todo, mi mama se fue debía comprar algunas ultimas cosas , llame nuevamente e insistentemente a sebastian pero me mandaba a biting , le marque a daniel y solo se limito a decirme que sebastian estaba bien y que lo miraría el viernes en la iglesia, era evidente daniel estaba al tanto de todo, pensaba una y otra vez que no quería casarme , serví una copa de vino y puse mi música favorita , y mezcle mis lagrimas con aquel vino, no me merecía todo aquello que me estaba pasando , no me quería casar quería salir corriendo de mi casa y que un carro pasara por encima mio, no me merecía tantas cosas yo solo quería ser una puta y tener mucho dinero llevar una vida con un nivel alto , acaso eso era malo? , yo quería tener mi propia casa , no depender económicamente mas de mis padres , quería tener títulos; la sociedad te admira mas si los tienes lastimosamente es así, si fuera una «don nadie» , muchos me ignorarían, me rechazarían y yo no quería eso , yo quería ser grande pero me fui por el camino que mucho dicen ser fácil , pero no , ahora se me estaba complicando me estaba llenando de miedo y dudas, y no quería sumarle un infierno mas con el dichoso matrimonio, de verdad no quería, no era como yo lo imaginaba ni me lo esperaba, quería un marido para mi , no uno que desde el principio debía compartir con otro hombre, tantas cosas que pasaban por mi cabeza, tantas dudas, preguntas e inquietudes y junto con eso mis lagrimas no dejaban de caer , parecía una cascada, me dolía el alma mas que el cuerpo , no quería llevar otra doble vida, no quería a daniel en mi vida , llore tanto que me quede dormida en el piso , no me levante para nada , cuando me di cuenta me habian pasado dos dias bebiendo y fumando , y justamente desperté a mi realidad el día viernes cuando debía casarme con sebastian .

EL MATRIMONIO.

Mi mamá llego a mi casa para ayudarme a vestir la ceremonia era muy temprano el obispo solo podía hacerlo en ese momento , mi madre me dio una cantaleta monumental por ver el desorden de mi apartamento y el evidente estado de alicoramiento que tenia , me bañe casi por media hora el agua estaba muy caliente quería que me quemara para sentir ese dolor de olvido pero no llego aquello, me puse la tolla y me senté frente al espejo estaba esperando por mi la peinadora y maquilladora , mientras tanto hablaba o trataba de hablar con mi mamá:

YO: madre, y como es que se llama el obispo?
MAMÁ: gabriel, gerardo algo así, es una persona poco sociable a pesar de ser servicial , es de muy poco hablar , creo que ya te lo había dicho
YO: no lo recordaba mamá.

Nuevamente pensé en gustavo, no se por que se me atravesaba por la mente mi mejor cliente , ese cliente del cual me enamore y me llenaba de tantas dudas, pero me encantaba .

CONTINUARA…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *